¿Debemos seguir nuestra intuición?

¿Debemos seguir nuestra intuición?

¿Debemos seguir nuestra intuición?

Muchas decisiones importantes en nuestra vida las tomamos siguiendo nuestro sexto sentido: a qué nos vamos a dedicar profesionalmente, la elección de nuestra pareja, la casa donde vamos a vivir… simplemente, llega un momento en el que sentimos que eso es lo que queremos.

También en nuestra vida cotidiana realizamos elecciones rápidas basándonos en nuestra intuición, incluso los científicos reconocen que, ante la cantidad de información que manejan y la imposibilidad de valorar todas las opciones de las que disponen, utilizan ese sexto sentido o intuición.

¿De donde proceden nuestras intuiciones?

A lo largo de los años hemos ido guardando de forma automática gran cantidad de información, “recuerdos” que guardamos inconscientemente en nuestros registros mentales y que conforman patrones.

Cuando necesitamos dar una respuesta rápida, recurrimos a esos patrones que se han ido creando tras mucho tiempo de formación, son “reglas” que forman parte de un “manual de instrucciones” que nos ofrece soluciones.

Cuando intuimos algo, lo que ha ocurrido es que nuestras neuronas se han ocupado ellas solas de buscar una solución al problema, es un regalo de nuestro subconsciente, que nos facilita la vida sin tener que pedírselo y en muchas ocasiones lo hace mientras estamos dormidos.

La magia de la intuición proviene de la rapidez con la que aparecen esas respuestas y de la cantidad de tiempo que se necesita para formar el “almacén” donde esas respuestas están depositadas.

Por el contrario, las decisiones basadas en criterios lógicos, por ejemplo, análisis de los pros y contras de diferentes alternativas, requieren poco tiempo para adquirir la información y mucho para llegar a la toma de decisiones.

Resumiendo, la intuición es rápida y el pensamiento analítico es lento.

Sobre la toma de decisiones, el profesor Gerd Gigerenzer autor del libro Decisiones instintivas, ha demostrado también que nuestras elecciones son mejores si lo hacemos teniendo en cuenta una buena opción que si valoramos un número elevado, por ejemplo, diez opciones, ya que nuestro cerebro no está preparado para procesar tanta información y se “colapsa”.

¿Quiénes son mas intuitivos, los hombres o las mujeres?

Tradicionalmente se ha hablado de la intuición femenina, y es cierto que muchas de nosotras reconocemos y utilizamos nuestra intuición, pues bien, se ha estudiado que la idea de que sólo las mujeres poseemos intuición es errónea, los científicos aseguran que el género no marca diferencias en este aspecto.

La intuición solemos asociarla a emociones, a sensaciones, es algo que “sentimos” y las personas que están mas en contacto con su parte emocional perciben de manera mas clara lo que su subconsciente les dice.

Lo que sí influye en la intuición es la experiencia, cuanta mayor experiencia o cantidad de información acumulada tenemos sobre algo, mayor será nuestra capacidad intuitiva y de mejor calidad las soluciones que nos aporta.

¿Hasta que punto debemos seguir nuestras intuiciones?

Muchos hemos oído o leído sobre personas que han tomado importantes decisiones en sus vidas basándose en la intuición, en una “corazonada” y el resultado ha sido óptimo. También existen casos contrarios, grandes “catástrofes” personales por haber actuado sin un análisis lógico, que normalmente pasan mas desapercibidas. Un ejemplo de esto es una situación retratada muchas veces en el cine, un jugador lo apuesta todo a un número, si su “corazonada” es certera, ganará mucho dinero, si no lo es, lo perderá todo.

En nuestro “almacén” de datos mentales nuestra mente realiza conexiones, pero en ocasiones estos datos no están realmente relacionados o lo están según criterios que no tienen una relación causa-efecto. Es decir, nuestra mente, algunas veces “se equivoca”.

Cuando un profesional toma una decisión acertada con poca información y recurriendo a su sexto sentido, es porque sus neuronas han establecido una relación correcta.

Sería insostenible una vida donde predominara el análisis constante ya que en el día a día son cientos las decisiones que debemos tomar y nos exigiría una gran cantidad de tiempo y energía: qué nos ponemos, qué comemos, que marca de leche comprar…

Por otro lado, el actuar siguiendo el impulso del momento de manera permanente sin pararnos a pensar en nada tampoco sería lo mas adecuado, nos convertiría en personas sin una dirección clara.

Como comentábamos antes, no se trata de tener una mayor cantidad de información, sino de saber, en el tiempo adecuado, cual es la opción que mas nos conviene. El proceso de decisión tiene que ver con nuestros patrones mentales, a los que recurrimos cuando debemos tomar una decisión, el que una decisión sea o no acertada depende del patrón mental que hayamos elegido.

Existen numerosas técnicas que desarrollan nuestra capacidad intuitiva, por ejemplo, la meditación, cuanto mas receptivos estemos a nuestras sensaciones y mas escuchemos qué nos dice nuestro cuerpo, con mayor nitidez percibiremos los mensajes que nuestra mente nos envía.

Recuerda que eres dueñ@ de tu vida, convierte tu libertad en valor.

¿Quieres publicar este artículo?

De acuerdo, siempre que incluyas el siguiente texto con enlaces activos:

Sobre la autora:

Isabel Gómez, es Consultora y Coach Profesional en Éxito en Femenino www.exitoenfemenino.com .

Licenciada en Ciencias del Trabajo, Master en Marketing, MBA y Emprendedora vocacional.

Si quieres recibir claves prácticas para ganar autoconfianza y avanzar hacia tus objetivos, descárgate totalmente GRATIS el ebook PONTE EN VALOR a través de este enlace: https://exitoenfemenino.com/ponte-en-valor/.

 

Comentar

Comment (Obligatorio)

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Nombre (Obligatorio)
Email (Obligatorio)

DESCÁRGATE GRATIS MI EBOOK PONTE EN VALOR!!

¿Te gustaría ganar en autoconfianza y gestionar mejor tus emociones?

Con Ponte en Valor podrás:

  • Entender como funciona tu sistema de creencias y qué te impide avanzar hacia tus objetivos.
  • Potenciar tus puntos fuertes y que éstos te acerquen a tu propia definición de éxito.
  • Conocer las claves para desarrollar y mejorar tu inteligencia emocional.
  • Descubrir nuevas claves para ser más feliz en tu trabajo.

DESCÁRGATE GRATIS MI EBOOK PONTE EN VALOR!!

¿Te gustaría ganar en autoconfianza y gestionar mejor tus emociones?

Con Ponte en Valor podrás:

  • Entender como funciona tu sistema de creencias y qué te impide avanzar hacia tus objetivos.
  • Potenciar tus puntos fuertes y que éstos te acerquen a tu propia definición de éxito.
  • Conocer las claves para desarrollar y mejorar tu inteligencia emocional.
  • Descubrir nuevas claves para ser más feliz en tu trabajo.
¿Cómo implantar un nuevo hábito en tu vida?

¿Cómo implantar un nuevo hábito en tu vida? “La motivación nos impulsa a comenzar, el hábito nos permite continuar”. Leer,...

Cerrar